Eventos y Noticias de Soria

La plástica de Edu García en su exposición de La Audiencia y el rastrilleo Zen y campaniforme

By  | 

Aún queda tiempo para contemplar serenamente en el Palacio de la Audiencia de Soria la exposición “Edu García: una referencia artística en la Soria de los 80“, inaugurada el pasado 17 de febrero y que podrá seguir viéndose hasta el 15 de marzo en el horario siguiente: de lunes a sábados de 12:00 horas a 14:00 horas y de 19:00 horas a 21:00 horas (domingos y festivos cerrado).

Esta muestra recoge una selección de las obras de Edu García de estilo abstracto que él mismo denomina como “expresionismo abstracto”, así como de su técnica “expresionismo geométrico” o “gestualismo”; se trata de cuadros en los que juega con texturas y colores puros sólidos, casi siempre con motivos geométricos “peinados o de rastrilleo” que a algunos espectadores parecen evocar la plasticidad del arte vinculado al Zen (comenzando por los Jardines Zen). Así mismo esos “peinados” enlazan para otros con algunos motivos iconológicos similares en la singular cerámica campaniforme. Y, claro está, los semicírculos concéntricos de la pintura celtibérica e ibérica también son referentes iconológicos para otros espectadores. Aunque, para espectadores inmersos en el medio rural, la imagen que viene a los ojos es la de los labrantíos, los campos arados…

El multifacético artista y dinamizador sociocultural Miguel Ángel Rodríguez  (que ha dedicado dos meses a poner a punto esta obra para la exposición) resume la biografía y obra de Eduardo García de esta forma:

“Eduardo García perfeccionó su plasticidad artística estudiando grabado y estampación en la Escuela de Artes de Soria e inició su producción artística a los 25 años al crear el Taller 14, en la calle Caballeros, junto a Antonio Ruiz Vega y Paco Castro. Por el taller aparecían ocasionalmente artistas locales como Andrés Casas, Ulises Blanco, Javier Carazo, Apolinar y Vicente García Encabo.

Por limitaciones visuales importantes trabajó en estilos abstractos que él denomina como “expresionismo abstracto”, aunque ocasionalmente hizo incursiones en otras técnicas como collages y cuadros tipo J. Pollock.

En torno a 1972 comienza a trabajar con una técnica nueva, desarrollada por él que llama “Expresionismo geométrico” o “Gestualismo”, son cuadros en los que juega con texturas y colores puros sólidos, casi siempre con motivos geométricos “peinados” que realizaba con mortero sobre un soporte rígido de aglomerado o DM.

Desarrolló una estética tan personal que pronto fue muy conocida en Soria y ha decorado varios locales hasta tiempos recientes.

Realizó seis exposiciones individuales (dos en Soria y cuatro en Barcelona) y quince colectivas (catorce en Soria y una en Barcelona). Dados sus progresivos problemas visuales, su actividad decae a mediados de los noventa y abandona definitivamente la producción en los primeros años del siglo XXI. Nunca ha vivido del Arte, pero siempre para el Arte.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *